Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede

GAMA

Audi Q7, potencia y presencia

El todoterreno de lujo alemán mantiene el estatus por imagen, equipamiento y prestaciones


11/11/2014

 

Después de llegar y triunfar, Audi se propuso cambiar ligeramente para seguir siendo la referencia. Eso es lo que hizo la marca de los cuatro aros cuando lanzó el Q7 en la primavera del 2006 y lo actualizó en 2009. Después de tres años de éxito, Audi decidió mejorar el vehículo más grande de su gama con motores de menor consumo, un mayor equipamiento y un diseño más actual. Desde entonces rivaliza con el Mercedes-Benz ML, el Volkswagen Touareg, el BMW X5 o el Hyundai ix55, entre otros.

El Audi Q7 es un todoterreno que puede adquirirse en versiones de cinco o siete plazas. Estéticamente, el Q7 se acerca a su hermano pequeño, el Q5, no en tamaño que mide casi 40 cm. más de largo (cinco metros frente a 4,63). Destaca la zona frontal, tanto la parrilla como el paragolpes, los faros y los intermitentes de led. Tampoco pasan desapercibidos los espejos retrovisores exteriores, las molduras protectoras de las puertas, la parte inferior del paragolpes trasero, el portón del maletero y los pilotos de led, además de las llantas de aleación y la línea del techo, formando el característico arco de estilo cupé.

Al tomar asiento lo primero que llama la atención es la alta calidad de los materiales y acabados. Gracias a sus generosas medidas, el Q7 ofrece mucho espacio tanto a los ocupantes como al equipaje. En la versión de cinco plazas, el volumen de carga es de 775 litros, ampliables hasta los 2.035, mientras el de siete plazas ofrece un maletero de 330 litros.

 

PERSONALIZADO

Como ya sucede en otros modelos de la marca de Ingolstadt, la imagen exterior del Q7 puede adaptarse ligeramente a los gustos de su propietario gracias a varios paquetes opcionales que modifican el aspecto de algunos elementos. Todas las versiones cuentan con una doble salida de escape y llevan llantas de 18 pulgadas, que en opción pueden llegar a ser de hasta 21 pulgadas. El interior mantiene las cotas de lujo actualizadas y mandos con ciertos elementos cromados.

El Q7 dispone de suspensión neumática, que permite regular la altura al suelo en cinco niveles, y de un sistema de regulación electrónica de la dureza de los amortiguadores con tres programas de funcionamiento. Además, este todoterreno cuenta con dirección Servotronic que ajusta la asistencia en función de la velocidad, faros antiniebla, faros y limpiaparabrisas automáticos, sensores de aparcamiento traseros, climatizador bizona y barras de techo, entre otros elementos.

El equipamiento que se ofrece de forma opcional comprende desde el sistema de detección de obstáculos en ángulo muerto hasta los asientos delanteros ventilados y calefactables, pasando por varios tipos de navegadores, sistema de alerta por cambio involuntario de carril o cámara trasera para facilitar las maniobras marcha atrás. El Q7 cuenta con tres niveles de equipamiento: Advance, Ambiente y Ambition.

 

AMPLIA GAMA BAJO EL CAPÓ

Actualmente, la oferta mecánica está formada por siete motores. Dos son de gasolina, concentrados en un 3.0 litros de 272 y 333 CV, y cuatro propulsores diésel, cuyas potencias van desde los 204 a 500 CV (este último es un V12 TDi de seis litros). Todas las versiones van asociadas a una transmisión automática de ocho velocidades y tracción total permanente, marca de la casa (quattro).

Los precios del Q7 oscilan entre los 58.910 y 93.695 euros.